4.1.14

HAY DIAS..


 Hay días en los que se quiebra la cintura
para congraciarnos con la sombra,
días que convocan a concejo
todos los pensamientos despoblados.

Es preciso escuchar el canto del silencio
que acumula orfandad y desabrigo
para poder zanjar reclamos.

Somos jardín y alarido
y hace falta  matar de un solo tajo la nostalgia.

2 comentarios :

  1. Por eso hay que huir de esos días y buscar los otros en los que la alegría y la sonrisa despuntan con el alba.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Si, es verdad, pero también es verdad que hay que enfrentarlos para que tomen otro color y no asusten tanto. Un abrazo Rafael

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario